De nuevo esperamos donde los restos del misil chino caerán fuera de control

Las agencias de seguridad y los vigilantes de todo el mundo, incluida España, vuelven a esperar para ver dónde caen los restos del misil chino; Se trata del Long March 5B , que tiene una masa estimada de unas 20 toneladas y vuela sin control a una velocidad de 28.000 kilómetros por hora.

Según los últimos datos de seguimiento, los restos del cohete entrarán en la atmósfera terrestre en algún momento este fin de semana, con una ventana de reentrada a partir de las 20:53 del sábado. hasta las 12:53 del domingo hora española. Las estimaciones más precisas sólo pueden realizarse unas horas antes del inicio del curso escolar.

Los cálculos de expertos, basados ​​en observaciones y modelos matemáticos, muestran que los restos del vehículo, si no se desintegraban completamente en la atmósfera, caerían entre el paralelo 41, con mayor probabilidad en el océano. .

El regreso del cuerpo del misil #CZ5B es:
30 de julio de 2022 18:26 UTC ± 6 horas
. Es demasiado pronto para identificar un gran rastro de escombros. Siga esta página para obtener actualizaciones: https://t.co/SxrMtcrMrspic.twitter.com/mjg0F8k1qX

— Aerospace Corporation (@AerospaceCorp) diciembre de 2022, 29 de julio

EUSST coordina continuamente el CDTI y ofrece una variedad de servicios, incluida la observación de objetos que se descontrolan y pueden volver a entrar en la atmósfera terrestre.

Aunque la coordinación global de este organismo está asegurada por el CDTI, Italia es el país que coordina el seguimiento de la Larga Marcha 5B.

El cohete chino , que el 24 de julio despegó de la isla de Hainan y se suponía que debía llevar un módulo a la estación espacial orbital china, ahora en órbita alrededor de la Tierra.

A medida que el cohete desciende altitud en una órbita elíptica, la incertidumbre se puede reducir y se puede ajustar el momento y la ubicación de la caída de desechos en caso de que no se desintegre completamente durante el impacto con el escudo atmosférico. tierra

‘The Long March 5B’ es la que alertó a las agencias de vigilancia de todo el mundo; se desintegró casi por completo y los restos cayeron en el océano Índico sin causar daños.

Hace tres años, en abril de 2022, también se observó el laboratorio orbital Tiangong 1, inactivo desde 2022. y vagaba sin control por el espacio; volvió a entrar en la atmósfera terrestre sobre el Pacífico Sur, también sin causar daños.

Hay maneras (y normalmente las hay) de controlar partes de cohetes que se envían al espacio, o en su caso, al océano, a la atmósfera, pero requieren mucho almacenamiento de combustible. por lo que es una excelente inversión, detalla Lomba.

China parece que no lo haga, ha dicho este experto, quien ha añadido que se está estudiando la posibilidad de desarrollar una normativa internacional.

Vídeo relacionado:
Conoce al autor, Michael Montero
Michael Montero

Michael Montero es especialista en Astronomía, cuenta con años de experiencia en observatorios y está especializado en avistamiento a media distancia. También ha preparado a algunos grupos de iniciados en astronomía. Una de sus aficiones más importantes es la observación de astros en la naturaleza, que practica cuando sus viajes y trabajo se lo permiten.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)